Pensar en el bienestar del consumidor y el #DetoxDigital: ¿por qué considerarlo al planear mi estrategia de redes?
Blog

 

En 1962, el presidente de Estados Unidos, John F. Kennedy dio un discurso muy inspirador ante el Congreso de su país en el que habló por primera vez de la importancia de un grupo específico que no había sido tomado en cuenta hasta ese momento. Ahí emergió la noción del consumidor como una pieza fundamental en el proceso productivo. Gracias a ello, hoy en día es el eslabón más importante en la cadena de comercio y la voz más escuchada por las marcas. 


El discurso de Kennedy dio pie a que se comenzaran a tener en cuenta los cuatro derechos básicos que todas las personas tenemos como consumidoras: el derecho a la seguridad; el derecho a elegir; el derecho a la información; el derecho a ser escuchado. Con el tiempo se fueron agregando otros que buscan el bienestar de esta parte tan importante del comercio, como el derecho a recibir un trato equitativo y justo, a ser protegido, a la reparación, a la satisfacción de necesidades básicas y a un ambiente saludable en el que no se comprometa el bienestar de las generaciones presentes ni futuras. 


Las decisiones de los consumidores son el reflejo de la vida en sociedad. Ante la situación de contingencia que actualmente vivimos a nivel mundial, nos esperan muchos cambios en la forma de cubrir nuestras necesidades y en la forma de posicionar un producto o un servicio. El aislamiento colectivo nos ha hecho pensar como consumidores en el tiempo que pasamos frente a las pantallas y cómo esto afecta nuestra salud mental, física y emocional. Ante ello, vuelve con mucha fuerza el #DetoxDigital, una tendencia que debe estar presente en las estrategias digitales para cuidar el bienestar de los consumidores pero también el ROI de las marcas. ¿Cómo mantenerse en la vanguardia sin afectar a nuestros consumidores? 

 

 

En busca de la felicidad

 

Desde hace algún tiempo hay un movimiento creciente de búsqueda de la felicidad. En el contexto de la pandemia, la importancia de la salud mental y el autocuidado es fundamental. Más allá de crear contenido de caras sonrientes y ambientes paradisiacos, reconocer las afecciones mentales y emocionales, así como ofrecer alternativas saludables a nuestros consumidores, tendrá una mayor importancia en los próximos meses. Manejar estos temas en las publicaciones en redes sociales hará que tu público meta siga consumiendo tu contenido. 

 

 

 

Mayor calidad es mejor que cantidad


Una de las premisas del #DetoxDigital es disminuir las horas que pasamos en redes sociales, por lo que es de suma importancia, más que nunca antes, publicar contenido de calidad que realmente aporte un valor agregado a los consumidores. Si bien es importante tener un flujo de publicaciones para posicionar una marca o nombre, la fidelidad del público será mayor si sienten que están consumiendo contenido de calidad. 

 

 

La huella ecológica


Parte de la necesidad del consumidor por sentir bienestar viene de saber que su consumo no tiene grandes repercusiones en el medio ambiente. Parte de volcar la mirada hacia dentro con el #DetoxDigital implica cuestionar el consumo antiecológico, por lo que reflejar el compromiso con el medio ambiente será vital. 


Podemos decir que el comportamiento de los consumidores es más pensado, está más informado y sabe con mayor claridad lo que quiere, y que esto está cada vez más enfocado en el bienestar. Es labor de las empresas saber leer a sus consumidores y ofrecerles lo que necesitan y del modo en el que lo quieren.